SCP-779
Puntuación: +1+x
779.jpg

Espécimen de SCP-779 en la naturaleza.

Ítem #: SCP-779

Clasificación del Objeto: Seguro

Procedimientos Especiales de Contención: Actualmente SCP-779 está contenido en el Sitio ██, en ██████. Los especímenes de SCP-779 deben ser contenidos en una cámara de 6 m x 6 m sin mobiliario. Todo el personal que entre en la cámara debe vestir trajes contra restos biológicos. Los trajes deben ser revisados en caso de brechas antes y después de entrar en la cámara de contención.

En caso de que haya una brecha en el traje, el personal comprometido debe ser removido del área y detenidos por veinticuatro (24) horas. SCP-779 debe ser provisto con un (1) litro de leche al día.

Descripción: SCP-779 es una especie de insecto con apariencia similar a la abeja o avispa común. Típicamente, los especímenes de SCP-779 son de color negro y rojo, aunque se han notado variaciones entre su población. Usualmente SCP-779 se reproduce y vive en residencias humanas, pero se han reportado avistamientos de SCP-779 en ríos y lagos, sugiriendo la posible existencia de una subespecie.

SCP-779 opera con el sistema social común; una reina siempre está presente en el centro de la colmena y se reproduce constantemente, mientras que las trabajadoras recogen la comida al robarla de la residencia. Las reinas de SCP-779 son reconocibles gracias a la distintiva mancha amarilla presente en sus espaldas.

Las colmenas de SCP-779 usualmente están hechas de cualquier material disponible en la sección de la residencia humana en la que habitan y que no tenga tanto movimiento, tales como un ático o sótano. Se ha observado que SCP-779 opera todo el día. Cuando una colmena se haya formado, los especímenes de SCP-779 intentarán picar a los residentes, inyectándoles su veneno alucinógeno. Después de la inyección inicial, SCP-779 picará a sus víctimas al menos una vez al día para mantener el veneno en sus sistemas.

Cuando son inyectados con el veneno, las víctimas de SCP-779 percibirán a SCP-779 como una pequeña figura humanoide con alas y creen que SCP-779 están ayudando con el mantenimiento de la residencia. Las víctimas continuarán creyendo esto incluso si la residencia sufre de colapso estructural.

La exposición continua al veneno de SCP-779 puede resultar que las víctimas las vean como sus 'hijos' y las defenderán contra la mayoría de las amenazas. Parece que SCP-779 solo pica humanos, y no someterá a ninguna otra especie a esta relación parasitaria.

SCP-779 consumirá la mayoría de las sustancias comestibles, y tiene una atracción particular a la leche. El consumo de leche parece ser una medicina para SCP-779. Se ha visto que las heridas, tales como alas rotas y patas faltantes sanan en cuestión de horas después de que la consuman.

Las víctimas le darán la mayoría de su comida a SCP-779, pero las mismas no se permitirán sucumbir ante la desnutrición. SCP-779 puede mantener la simbiosis con sus víctimas por meses o años, hasta que el suministro de veneno de la víctima sea cortado.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License