SCP-757
Puntuación: +1+x
757.JPG

SCP-757 en el Sitio-103, produciendo duraznos.

Ítem #: SCP-757

Clasificación del Objeto: Seguro

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-757 ha sido relocalizado a una parcela de jardín en el Bio Sitio-103, la cual debe estar bajo constante vigilancia. El acceso a SCP-757 requiere autorización de un investigador de Nivel 3. Se deben limpiar de la parcela, dos veces por mes, todos los ejemplares podridos de SCP-757-1, y se los deberá incinerar en el lugar.

Descripción: SCP-757 es un árbol productor de frutas similar al Prunus persica (árbol de duraznos común), que mide 3.63 m. de alto. La textura y propiedades de su madera son idénticas a las de un Malus domesticus (árbol de manzanas), y puede ser rota, dañada o quemada con facilidad. Sus hojas son similares a las del Prunus persica ordinario.

Cada mañana, SCP-757 produce nuevas frutas, las cuales son colectivamente designadas SCP-757-1. El crecimiento les toma cinco minutos en promedio, aunque el tamaño del fruto es directamente proporcional al del tiempo de desarrollo. Los ejemplares de SCP-757-1 permanecen en su lugar durante todo el día, y en el atardecer caen al suelo y se pudren rápidamente. La cantidad de tiempo que le toma a un ejemplar de SCP-757-1 pudrirse es directamente proporcional a su tamaño. Los seres humanos que observen a un SCP-757-1, mientras permanece anexado a SCP-757, exhiben una compulsión menor por consumirlo. Se informó de manera universal que los ejemplares de SCP-757-1 son "extremadamente dulces" y "deliciosos".

Si un sujeto consumiera cualquier parte de un ejemplar de SCP-757-1, un nuevo órgano se formará en la parte frontal de su abdomen. Se tiene constancia de que este proceso es muy doloroso. En el transcurso de una semana, una nueva fruta del tipo que fue ingerida por el sujeto se formará dentro de este órgano, provocando más dolor y una inflamación visible (y, en el caso de un fruto muy grande, daño tisular). Cuando la fruta alcanza la madurez, será forzada por un tubo que conduce al esófago y terminará eyectada por la boca, desfigurando el tejido del individuo para poder abrirse paso. En casi todos los casos se produce un daño permanente en este pasaje, a pesar de que la fruta en sí se deforma hasta cierto punto durante el curso de eyección. El objeto regurgitado será siempre un espécimen común y perfectamente formado del tipo frutal que fue consumido inicialmente, y no poseerá las propiedades anómalas de SCP-757-1.

SCP-757 ha sido observado produciendo los siguientes tipos de fruta, en orden decreciente de frecuencia: duraznos, ciruelas, manzanas, peras, melones, bananas, piñas, fresas, arándanos, frambuesas, moras, quinotos, kiwis, limones y (en un caso) una calabaza.

Actualmente no hay cura para los efectos de SCP-757. Si el órgano nuevo es removido quirúrgicamente antes de la regurgitación de la fruta, volverá a crecer a un ritmo idéntico que el primero. Los análisis para establecer una causa física, química, genética o externa de los efectos está pendiente, y las pruebas para determinar si el jugo obtenido de un SCP-757-1 retiene sus características anómalas están pendientes de aprobación. Las propuestas de polinización cruzada entre SCP-757 y SCP-1147 han sido denegadas.

SCP-757 fue descubierto en ██████, ████████, tras varios reportes aparecidos en un periódico local sobre gente regurgitando fruta. El árbol fue eventualmente descubierto en el patio trasero de una casa abandonada. Una gran cantidad de fruta podrida fue encontrada en su base, junto con varios cadáveres desnutridos.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License