SCP-3378
Puntuación: 0+x

Ítem #: SCP-3378

Clasificación del Objeto: Keter

Procedimientos Especiales de Contención: Los hospitales, las clínicas ambulatorias y los centros de salud en las áreas que rodean los brotes de SCP-3378 deben ser advertidos a través de nuestros contactos de los CDC de una cepa de legionella pneumophila resistente a los antibióticos. Como la cepa común de la Enfermedad del Legionario tiene una tasa de mortalidad del 5-10%, más alta para las víctimas con sistemas inmunológicos deprimidos, esto proveerá cobertura para la cuarentena y la eventual posible muerte de instancias de SCP-3378-1.

Los pacientes en estas instalaciones que reporten síntomas de congestión deben ser examinados para detectar SCP-3378. Si los resultados son positivos, se enviarán al Sitio 104 para cuarentena hasta que se pueda realizar la cirugía de extracción. Después de la cirugía, los pacientes serán mantenidos indefinidamente en cuarentena de alta seguridad en un centro de atención de propiedad de la Fundación debido a sus "sistemas inmunológicos deprimidos", pero se les permitirán visitas limitadas.

Se ha construido una instalación en el Sitio 104 específicamente para la contención de instancias de SCP-3378-1. El Ala de Contención-3378 tiene un tamaño de seis mil pies cuadrados y ha sido construida con puertas reforzadas con esclusas de aire en la entrada principal y entre las salas de cuarentena interna. En el interior del Ala de Contención-3378 se han instalado bancos de televisores que reproducen diversos canales de noticias las veinticuatro horas del día, así como múltiples estanterías con capacidad para aproximadamente 1.000 libros. Estos libros se rotarán cada dos semanas. A una hora designada diariamente, las instancias de SCP-3378-1 serán alimentados por un tubo con una lechada que contiene todos los nutrientes diarios necesarios para mantener a un adulto humano promedio. Las cuestiones de higiene se tratan instancia por instancia.

Todas las personas que entren al Ala de Contención-3378 deben usar trajes de nivel A contra materiales peligrosos. Después de salir del Ala de Contención-3378, el personal debe someterse a un estricto proceso de descontaminación, seguido de un examen para detectar SCP-3378. Este proceso debe repetirse hasta que se eliminen todos los rastros de SCP-3378. Después de quitarse los trajes contra materiales peligrosos, el personal debe someterse a un examen para detectar la infección por SCP-3378-1. Cualquier personal que se encuentre infectado con SCP-3378 debe ser designado como una instancia de SCP-3378-1, e inmediatamente confinado al Ala de Contención-3378 y debera ser enviado al ala médica para someterse a tratamiento y cirugía de remoción antes de que se pueda establecer la infección secundaria.

Descripción: SCP-3378 es una especie de planta con semillas pequeñas de estructura similar a la del polen. Aunque el ADN de SCP-3378 no se corresponde con ninguna especie actualmente conocida, se ha determinado que forma parte del género fraxinus.1 En la actualidad, se desconoce el origen de SCP-3378, aunque ha aparecido con mayor frecuencia en la Península Escandinava, seguido de la región oriental de los Estados Unidos y Sri Lanka.

Cuando es inhalado por un humano, las semillas de SCP-3378 se incrustan en el tejido de la cavidad nasal con púas especializadas. Después de enraizarse, las pequeñas ramas empezarán a crecer. Durante esta etapa, los sujetos (en adelante denominados SCP-3378-1) reportarán congestión severa y dificultad para respirar. SCP-3378 parece utilizar la sangre del sujeto como fuente de nutrición. Durante los próximos tres días, las ramas de SCP-3378 se extenderán por toda la cavidad nasal y los senos paranasales, y eventualmente entrarán al cráneo. Las ramas procederán a crecer a lo largo del Cuerpo Calloso, y en el cerebelo del sujeto a lo largo de la materia blanca del Arbol Vitae. En esta etapa, el SCP-3378-1 entrará en estado comatoso durante las próximas doce horas, después de lo cual 'despertará' con el SCP-3378 en control total del sistema nervioso de SCP-3378-1.

El objetivo principal de una instancia de SCP-3378-1 es buscar información, por lo general de los medios de comunicación, tales como libros o televisión. Cuando una instancia de SCP-3378-1 ha elegido una fuente de información, comenzará a interactuar con esta fuente, excluyendo todos los demás estímulos. La única forma de medios que se sabe que el SCP-3378-1 rechaza son aquellos que involucran una interacción más compleja del usuario, como los videojuegos. Si se elimina una fuente de información de una instancia de SCP-3378, buscará otra. Si se impide que una instancia de SCP-3378-1 obtenga una fuente de información con la que interactuar, pasará a un estado catatónico y el SCP-3378 comenzará a propagarse por todo el cuerpo huésped. A partir del 22 de diciembre de 20██ esto debe ser prevenido a toda costa. Ver Incidente 3378-1-07.

Anexo 3378-A: Incidente 3378-1-07

El 22 de diciembre de 20██, el SCP-3378-1-07, uno de varios sujetos a los que se les impidió interactuar con las fuentes de información, habló por primera vez desde que sucumbió a los efectos de SCP-3378. Al principio empezó a murmurar incomprensiblemente. Después de cuatro minutos, el SCP-3378-1-07 comenzó a gritar y llorar. El investigador principal, el Dr. Murren, entró e intentó sedar al SCP-3378-1-07. Cuando el Dr. Murren llegó a su cabecera, el SCP-3378-1-07 se sentó y agarró al Dr. Murren por los brazos, rasgando su traje de peligro biológico, y procedió a arrojarlo al otro lado de la habitación, rompiéndose la muñeca. El personal de seguridad entró e intentó sin éxito inmovilizar el SCP-3378-1-07. Durante el interrogatorio, todo el personal involucrado describió al SCP-3378-1-07 como poseedor de un grado inusual de fuerza, especialmente para alguien que había estado catatónico durante varias semanas. Después de que dos miembros del equipo de seguridad fueron lanzados contra las paredes de la cámara de cuarentena con suficiente fuerza para dejarlos inconscientes, el agente Harvey disparó a SCP-3378-1-07, resultando en su muerte.

El agente Harvey comenzó a ayudar al Dr. Murren y a los miembros inconscientes del equipo de seguridad a salir, pero no pudieron llegar a la esclusa antes de que la cavidad torácica de SCP-3378-1-07 explotara, liberando una nube que consistía de miles de semillas de SCP-3378. Aunque todo el resto del personal estaba protegido, se confirmó que el Dr. Murren estaba infectado con SCP-3378 y confinado a la cuarentena del Ala de Contención-3378. Antes de entrar en estado comatoso durante las primeras etapas de su infección, el Dr. Murren informó que las frases que SCP-3378-1-07 había repetido durante el incidente incluían "la gran escritura está sobre nosotros" y "todo lo que sabemos será tragado entero".

Todos los sujetos SCP-3378-1 a los que se les había impedido interactuar a partir de fuentes de información fueron expuestos inmediatamente a uno de los bancos de televisión, y desde entonces han reanudado el comportamiento regular de SCP-3378-1.

Anexo 3378-B

Después de ocho meses como un ejemplo de SCP-3378-1, los cirujanos pudieron remover exitosamente el SCP-3378 del Dr. Murren utilizando 3488L-149, un nuevo compuesto químico desarrollado a partir de enzimas digestivas de reptiles. Después, el Dr. Murren fue entrevistado por el psiquiatra Dr. Jakoby.

Registro de la entrevista - 3378-01

Entrevistador: Dr. Jakoby

Entrevistado: Dr. Murren

[Inicio del Registro]

Dr. Jakoby: Entonces… ¿cómo te sientes?

Dr. Murren: Bien, supongo. Me siento un poco adolorido.

Dr. Jakoby: ¿Tiene algún recuerdo del día en que fuiste infectado?

Dr. Murren: Heh. Recuerdo a ese bastardo arrojándome por la habitación y explotando.

Dr. Jakoby: Hmm. Debe haber sido una verdadera sorpresa.

Dr. Murren: Claro que sí.

Dr. Jakoby: Heh. Ok, uh… ¿"Sentiste" algo mientras estabas siendo controlado?

Dr. Murren: ¿Sí…? Fue algo raro.

Dr. Jakoby: Por favor explique.

Dr. Murren: Era… como si estuviera flotando en el vacío. Estaba completamente desnudo. No había una fuente de luz cercana pero todavía podía verme. No estaba realmente consciente del paso del tiempo. Sé que dijiste que esa cosa tuvo control sobre mí durante ocho meses, pero sentí como si fueran unas pocas horas a lo sumo. Pero no estaba preocupado. O con miedo, hasta que…

(El Dr. Murren hace una pausa)

Dr. Jakoby: ¿Estás bien, Rob?

Dr. Murren: ¿Hmm? ¡Oh! Sí… Estaba pensando en el dragón.

Dr. Jakoby: ¿Dragón?

Dr. Murren: Bueno… el dragón no estaba del todo bien. Solo lo pude ver brevemente, y sucedió justo antes de que volviera. Había un reptil gigante, no pude distinguir lo que era exactamente. Todo lo que hizo fue flotar a unos cinco metros lejos de mí, para luego desaparecer. Y ese fue el único punto en el que tuve miedo. Aparte de eso, sólo había vacío.

Dr. Jakoby: Ok, creo que ya hemos terminado aquí.

[Fin del Registro]

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License