SCP-2700
Puntuación: +9+x

Ítem #: SCP-2700

Clasificación de Objeto: Seguro

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-2700 está mantenido en el Búnker de Seguridad-███. Sólo el personal con Autorización 4/2700 tiene el acceso permitido al búnker. SCP-2700 está contenido en una bóveda de concreto de 10m x 5m x 10m y no debe ser transportado o manipulado bajo ninguna circunstancia.

Descripción: SCP-2700 es un dispositivo mecánico complejo, el cual se teoriza es un arma sofisticada de energía dirigida desarrollada por el físico e inventor serbio Nikola Tesla. El dispositivo fue descubierto en 1946, y recuperado desde una instalación de investigación ya inoperante pero extremadamente asegurada utilizada por Tesla en [CENSURADO] durante el año 1934.

SCP-2700 consiste en tres componentes, la interfaz (SCP-2700-1), el acelerador (SCP-2700-2), y el núcleo (SCP-2700-3).

SCP-2700-1 es una consola de control de acero que posee un teclado QWERTY, una pantalla de 23cm x 23cm, y un número de botones, interruptores y palancas. SCP-2700-1 está conectado a SCP-2700-2 y a SCP-2700-3 a través de una red de cableado de cobre. La pantalla muestra un sistema operativo basado en comandos, con sus comandos y respuestas apareciendo en bloques de texto verde. La naturaleza del sistema operativo de SCP-2700-1 está aún bajo investigación.

Se hipotetiza que SCP-2700-2 es un acelerador de partículas lineal, fijado en una cámara cilíndrica de tungsteno forrada de plomo. El dispositivo contiene todos los componentes que requiere un acelerador de partículas contemporáneo, aunque es significativamente más pequeño (7,35 metros de largo) de lo que un dispositivo de este diseño requeriría. Véase el Documento-SCP-2700-2 para hallar la información completa sobre los componentes individuales del acelerador.

SCP-2700-3, identificado como el "núcleo" en los esquemas de Tesla, es un montaje de tungsteno forrado en plomo que contiene un aparato cuya función no está clara actualmente. Este aparato, el cual es observable a través de un puerto de vista de cristal de sílice, consiste en un marco esférico construido a partir de una sustancia no identificada. Este marco es de aproximadamente 10 cm de diámetro y está suspendido dentro de una esfera transparente, cuya composición también permanece sin ser identificada. De acuerdo a las notas de Tesla, el espacio dentro de la esfera se mantiene en un estado de vacío perpetuo. Presente dentro del marco hay una corriente continua de plasma, generada y perpetuada por medios desconocidos.

La información disponible sugiere que las partículas producidas en SCP-2700-3 podrían ser introducidas dentro de SCP-2700-2 y aceleradas como se esperaría de dicho dispositivo. Las partículas cargadas energéticamente podrían ser propulsadas desde el término de SCP-2700-2 hacia el objetivo designado. Aún no está claro cómo se alimenta el dispositivo, así como la naturaleza exacta de las partículas producidas por SCP-2700-3.


Atención, personal con Autorización 4/2700: el hecho de que sean capaces de leer este texto verifica su autorización de seguridad y les concede acceso al siguiente documento. Por favor continúe hasta el Documento-SCP-2700-DE. No comparta esta información con individuos que carezcan de la autorización apropiada bajo ninguna circunstancia.


images.jpg
SCP-2700-Omega.

Ítem #: SCP-2700

Clasificación de Objeto: Keter

Procedimientos Especiales de Contención: El documento falsificado de arriba estará disponible para todo el personal que no posea Autorización 4/2700.

La bóveda de contención de SCP-2700 está ubicada 180 metros desde la entrada del nivel de la superficie al Búnker se Seguridad-███. La bóveda debe ser aislada contra actividad sísmica y salvaguardada por tres (3) conjuntos de puertas de acero reforzadas. El acceso a la bóveda está prohibido salvo inspección semi-horaria, a menos que exista riesgo de una inminente falla de contención y los procedimientos de contingencia sean necesarios. Todo el personal que entre a la bóveda debe estar equipado con collares de cianuro de potasio, los cuales deberán ser activados en caso de cualquier brecha en el protocolo.

SCP-2700 debe permanecer bajo constante vigilancia, y todos los datos concernientes al estado de SCP-2700-Omega deben ser actualizados cada media hora. El Personal encargado de acceder al sistema operativo de SCP-2700-1 debe adherirse a una serie de guías presentes en el Documento-SCP-2700-1. No debe haber interacción directa con SCP-2700-3 salvo la aprobación unánime del Consejo O5; las brechas de este protocolo garantizan eliminación inmediata. Cualquier cambio en el comportamiento de SCP-2700-Omega debe ser informado inmediatamente, pues su actividad podría resultar en un Evento de Clase-YK.

El personal asignado a la contención de SCP-2700 deberá investigar todo el material disponible relacionado con el origen y función de SCP-2700. El objetivo primario el relación a la contención del artefacto es su desactivación previa a la ocurrencia de un Evento de Clase-YK. A la luz de la gravedad catastrófica que podría presentar una posible brecha de SCP-2700, Estatuto-30-A puede ser dispensado por el personal con Autorización 5/2700: propuestas para la neutralización cruzada de SCP-2700 utilizando otros objetos SCP (incluyendo aquellos de clase Keter) podrán ser presentados al Consejo O5 para su evaluación.

En caso de un fallo inminente de contención, SCP-2700-3 deberá ser dispuesto a través de la neutralización cruzada actualmente aprobada con un objeto SCP.

Descripción: SCP-2700 es un dispositivo originalmente construido por Nikola Tesla con el propósito de producir un arma de energía directa. Se está realizando una investigación del artefacto mientras está bajo custodia de la Fundación, sin embargo, se ha probado que SCP-2700 posee una función distinta y significativamente más peligrosa que en sus diseños originales.

SCP-2700-1 y SCP-2700-2 son como están descritos en el documento superior, sin embargo, SCP-2700-3 no lo es. La anomalía luminiscente localizada en el centro de SCP-2700-3 no es plasma, como fue indicado previamente, sino un fenómeno energético discreto designado como SCP-2700-Omega. SCP-2700-Omega se comporta inversamente con respecto a la entropía: su estado energético dentro de su frontera pasa constantemente desde el equilibrio térmico a la singularidad térmica, de desorganizado a organizado. En otras palabras, el flujo de energía se mueve desde un estado de máxima entropía a mínima entropía, lo cual es opuesto al estándar en el resto del universo. Debido a esto, el flujo efectivo del tiempo dentro de esta región también está revertido. Al presente, los materiales no identificados que rodean la región (el marco y la esfera transparente) son inmunes a los efectos de SCP-2700-Omega; este parece ser el único factor que previene la brecha del fenómeno.

Si SCP-2700-Omega escapara del interior de SCP-2700-3, ocurriría una reacción en cadena inexorable, convirtiendo al resto del universo a su estado entrópico inverso. La eventualidad de este escenario podría ser un Evento de Aniquilación Entrópica de Clase-YK, resultando en la reducción de todo el universo a una singularidad infinitamente energética. (ostensibemente, un Big Ban inverso).

Como se indica en SCP-2700-1, el dispositivo está actualmente armado y programado para activarse en 2234 (exactamente trescientos (300) años después de su armado inicial). Ya que esto provocaría inherentemente una brecha de SCP-2700-Omega, los protocolos de contención actuales antes de la fecha programada para prevenir un Evento de Clase-YK.

Apéndice [2700-001]: El siguiente es un extracto de un informe personal escrito por Tesla en 1934.

Está ante mí, completa e ineludiblemente en una cuenta regresiva hacia el nexo de mis descuidos y fracasos.

Sólo hace un mes, me acerqué a un hombre que nunca había visto antes. Él… fue la persona más satisfactoria que haya visto. Sus ojos se sentían como una ventana hacia la serenidad. Dijo que estaba buscando a la mente más curiosa del mundo, y yo fui aquella. Aparentemente, no era difícil distinguirme de las otras miles de millones de mentes en el planeta, no es que me sorprenda. De alguna manera supe inmediatamente que él no era… de aquí, y me sentía auto-consciente sobre este mundo, mi mundo. Se sentía humillante para mí. Creo que él sabía lo que estaba sintiendo.

Durante esas breves ventanas cuando no estaba aislado en mi trabajo, me habría gustado vislumbrar los acontecimientos que se desarrollaban en otros lugares. Nunca me preocupé sobre lo que veía. El mundo está demasiado roto para alimentarse a sí mismo, y estaba respondiendo como un animal hambriento. Está furioso; y la guerra se avecina. Sólo puedo esperar que en el conflicto, la naturaleza seguirá su curso, y los degenerados persistentes de nuestra especie sean expurgados. Es debido a los degenerados que la guerra estallará, y la guerra es lo único que nos puede limpiar de ellos como civilización. Así es en cualquier sistema; cuando las… piezas innecesarias se reúnen en una masa crítica, el caos trae la destrucción que hace que las cosas regresen al equilibrio.

Pero su sonrisa sólo parecía abrirse camino entre la vorágine del asco y la insuficiencia en mi cabeza.

Entonces vino la verdad: él buscaba a las mentes más ingeniosas de cada uno de los otros universos. Él encontró mi falta de asombro a la frase "otros universos" sorprendente. Le pregunté cuántos había, y él me dijo que no sabía; sólo había encontrado a cinco además de él y yo. En todo caso, me quedé asombrado de que había sólo encontrado a siete. Él se rió de eso, dijo que yo parecía prometedor para él. Le pregunté para qué me quería.

"Para desbloquear el último secreto de la ciencia."

Nos preparamos para la partida durante las siguientes veinticuatro horas. Le pregunté al viajero si podía llevar mi proyecto conmigo y dejar que su gente lo viera, a lo cual respondió que no había problema. El Rayo de la Muerte había golpeado obstáculos sustanciales; No había forma de desarrollar una fuente de poder suficiente para él. No le dije lo que era: sólo dije que era un acelerador, no un arma. Yo no quería que él dudara de mis motivaciones. Pensé que si podía completarlo en su universo, podría traerlo de vuelta y encargarme del… problema de equilibrio yo mismo.

Nos fuimos en la mañana, lo admito, mientras que la perspectiva de otro universo no me sobresaltaba considerablemente, la premisa de viajar allí era realmente intrigante. El viajero tomó mi brazo y lo ajustó a algo unido a su muñeca; parecía ser un reloj simple peor no lo pude mirar detalladamente. Había un destello intenso y todo se volvió negro. Por un instante pensé que había sido cegado, entonces sentí la terrible caída libre. Cayendo a través de la oscuridad infinita a una velocidad incomprensible; Nunca había estado tan asustado en toda mi vida. Aún así, he experimentado la maravilla y la anticipación de una forma que yo nunca había conocido. Entonces, en un instante, todo se detuvo. Abrí mis ojos y vi… las palabras no le hacen justicia. Aunque para ser más preciso, nuestras palabras no pueden hacerle justicia. Del mismo modo que no puedo escribir el nombre verdadero del viajero en estas cartas y estar satisfecho con ello, no puedo describir la trascendente belleza de su mundo natal. Era un mundo con un pulso, una vida que podía palpar, y en ese punto sentí la enormidad del vacío de mi mundo y la naturaleza primitiva colapsó sobre mí. Lloré, pero no ante la belleza de su mundo, sino ante la inferioridad del mío.

Estoy aliviado de que él nunca se dio cuenta de la verdadera razón de esas lágrimas.

Fui llevado a una ciudad, otra vez, estoy usando la palabra "ciudad" como nada más que un análogo apropiado. Allí, el viajero me presento a su familia, y a mucha de su gente. Esa sensación de alegría que me dio durante nuestro primer encuentro ahora me rodeaba por todos lados; mi sentido de la vergüenza sólo se profundizó. Su mundo no sólo era mejor, sino que fue la cosa más cercana a la perfección que habría podido imaginar. No eran alegres sin sentido, pero no tolerarían ninguna de las tonterías estúpidas y triviales a las que la gente se preocupa por aquí.

Entonces conocí a los otros. Uno de cada universo, como el viajero me lo explicó (él siendo el representante de su propio universo). No entraré en detalles sobre sus apariencias; esto es irrelevante y es información efímera que no revela nada sobre su vasta inteligencia e ingenio. Pasé al menos… un día entero solamente hablando con ellos. Mantuve mi reloj de bolsillo conmigo durante mi visita, era la única cosa que registraba mi tiempo terrestre mientras estaba aquí. Ellos tenían su propia forma de tiempo, por supuesto, pero me parecía más práctico utilizar la nuestra.

Realmente disfruté el tiempo que pasé conversando con ellos. Hablamos de cosas que nunca me atrevería a referenciar como "ciencia" aquí, pero pensamos en ello como no más extraño que la propia gravedad.

El viajero le dijo a todos sobre el gran proyecto para el cual nos había reunido. Teníamos que construir un generador de energía infinita. Esto no sólo inculcaba en mí una fascinación infinita apropiada, sino que era justo lo que el Rayo de la Muerte necesitaba. Naturalmente, ofrecí mi dispositivo para ser el sujeto de prueba una vez el generador estuviera listo, sólo para ver si funcionaba. Para mi deleite, aceptaron esta propuesta y nos pusimos a trabajar.

Durante el transcurso de unas pocas semanas, compilamos nuestros datos y al menos fui yo quien encontró la solución: las propiedades de dos sustancias específicas, cada una de un universo diferente, que al interactuar, deberían producir la reacción que catalizaría energía infinita. Eso era lo que pensaba, al menos.

Me vertí sobre las notas durante noches, tratando de finalizar los diseños. Fue en ese momento cuando uno de los otros llegó a mí, ofreciéndome su ayuda. El "observador" es como me gustaba llamarlo. Eso es lo que hacía, me observaba todo el tiempo, sin saber por qué, pero él afirmaba que sólo era "interesante". Ciertamente desconcertante, pero debo admitir que tengo la misma sensación sobre mí mismo a menudo. Él miró por encima de mis notas, y señaló algo que había perdido, un simple error que yo había pasado por alto. Con eso, mis cálculos estaban completos, y estábamos listos para comenzar las pruebas. ¡Estaba muy emocionado!

Llegó el día, y el viajero y yo cargamos el núcleo dentro del Rayo para nuestra prueba inicial. Al principio todo iba como lo habíamos previsto, pero cuando inspeccionamos una hora más tarde, uno de los otros notó algo inusual: la cantidad de energía dentro del núcleo parecía estar disminuyendo, lo cual no tenía ningún sentido.

Entonces nos dimos cuenta de lo horrible: no disminuía, la energía convergía en sí misma infinitamente. El núcleo invertía el flujo de la entropía. Ninguno de los otros falló en ver el peligro crítico de esta situación. Si no podíamos neutralizar esta reacción, podría interrumpir el flujo de la entropía para todo el universo. Sería volver atrás en el tiempo hacia el nacimiento de la existencia.

A toda prisa, accedí a la consola del Rayo, y vi que alguien la había ajustado para que se activara en 300 años más. Intenté desactivarla, pero no pude. El sistema ya no reconocía mis comandos, lo cual sólo podía significar que alguien saboteó la consola. Entonces golpeó en mi cabeza con absoluta certeza.

Me giré para enfrentar al observador y lo declaré culpable de la situación. Él me devolvió una sonrisa que parecía contener más malicia de la que cualquier otro ser podía ser capaz. No negó nada, y fue más allá: me explicó que sólo él sabía desactivar el Rayo de la Muerte, y que desensamblarlo no haría nada más que propagar la reacción. Él me miró de reojo de esa forma que siempre tenía, y maldije a mí mismo por no haberlo sabido cuanto antes; una "mente más grande" que yo era. Entonces lo dijo: ¿Qué derecho tenía yo para detenerlo con desprecio cuando yo también vine aquí para completar un arma? Claramente, esos retorcidos ojos habían encontrado mi diario, pues comenzó a describir las funciones y propósito del Rayo. Él me felicitó por haber venido a otro universo para construirlo, en lugar de hacerlo a mi propio riesgo, ya que fue exactamente lo que hizo. ¿Por qué lo ajustó para trescientos años? Era simplemente una salvaguarda para garantizar que no se activará mientras todavía esté allí.

El observador entonces desapareció, de vuelta a su propio universo, llevándose con él al único dispositivo capaz de alcanzarlo. Nos quedamos allí con mi gran invento, ahora una bomba de tiempo para este universo con el que me había encariñado tanto. ¿Por qué el observador quería crear un arma así en primer lugar? No lo sé, y ya no me importa. Todo lo que me preocupó fue el miedo y la desesperanza del viajero, su familia, y su mundo. Fueron mis teorías que trajeron esto sobre ellos, todo era mi culpa. El viajero, a pesar de todo, no me culpó de nada, y creo que esa fue la última señal de que tenía que hacer lo que hice.

Me traje el Rayo de vuelta. Traje la muerte de la existencia de vuelta a mi universo, donde pertenece. He traicionado a todas las formas de vida en el cosmos, he traicionado a todo nuestro futuro.

No lo estoy sintiendo, ni tampoco me estoy disculpando. No podía dejar que mi legado sea la destrucción de un universo que no era ni siquiera digno de ello. Parece que al final voy a traer el equilibrio que deseaba, y ese será el fin de nuestro degenerado universo.

El Rayo está encerrado de forma segura. Paso mis largas horas ante el estanque con los pájaros. Son tan felizmente inconscientes de lo que se aproxima, y eso me da la tranquilidad suficiente para tolerar mi propia existencia.

Una inversión de la energía, de la entropía, del tiempo… si invertir el tiempo fue una tarea fácil, quizás podría haberlo detenido para evitar que esto ocurriera y salvar a nuestro universo. No, yo no lo habría hecho. Yo habría hecho que nuestro universo valiera la pena ser salvado.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License