SCP-232
Puntuación: +1+x
raygun.jpg

SCP-232 sin baterías instaladas

Ítem #: SCP-232

Clasificación del Objeto: Seguro

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-232 debe ser mantenido en una caja fuerte cerrada en el área de Cognito-peligros del Sitio 73. Cuando no se esté usando en pruebas, las baterías deben ser removidas. Cuando las baterías no están instaladas, SCP-232 puede ser manejado seguramente por cualquier personal autorizado. La Fundación debe monitorear casas de subastas online y vendedores de juguetes antiguos, y adquirir productos del mismo modelo de SCP-232 para probarlos y desecharlos. Cualquier otro ejemplar de SCP-232 descubierto debe ser archivado apropiadamente.

Cuando las baterías están instaladas ningún personal aparte de la Clase-D debe manejar a SCP-232 por cualquier periodo de tiempo más largo que lo necesario para instalar y remover las baterías. Miembros del Staff que han sido expuestos a los trabajos de la franquicia de Jack Protón, en cualquier formato, no debe manejar a SCP-232 por cualquier periodo de tiempo mientras las baterías están instaladas. Personal de clase-D portando SCP-232 por propósitos de pruebas deben ser monitoreados en todo momento y deben ser eliminados si comportamiento relacionado a SCP-232 plantea un peligro.

El copyright, derechos de publicación, y derechos de mercadería de novelas de Jack Protón deben ser poseídas por Springfield Crown Publishing, una compañía fantasma de la fundación, por el propósito de mantener a los trabajos fuera de impresión, previniendo así activación de las propiedades anómalas de cualquier ejemplar de SCP-232 que puedan existir fuera de contención. En el evento de que ocurra un comportamiento relacionado con SCP-232 públicamente, la fundación debe contactarse con las autoridades locales para recuperar el artefacto y suplementar amnésicos clase-A a los grupos afectados. La Fundación deberá alentar a los gobiernos mundiales a que en actúen las leyes de copyright necesarias para prevenir que La Franquicia de Jack Protón caiga en el dominio público; en el evento de que la franquicia de Jack Protón se convierta en dominio público, técnicas DDoS y o desplegamiento masivo de amnésicos Clase-E están autorizados y son apropiados.

Descripción: SCP-232 es un juguete para niños producido en masa con manufacturación de los tempranos 1950s, compuesto primariamente de hojalata y un aparato de luces potenciado por baterías, con el exterior pintado para parecerse al tipo de arma que aparecía en ciencia ficción popular de los comienzos del siglo 20. Una sección rasguñada en la base del mango de SCP-232 se abre para aceptar dos baterías alcalinas standard AA. Cuando las baterías se han instalado correctamente y el gatillo es jalado, una pequeña luz eléctrica roja en el barril se enciende. Las habilidades que cambian la cognición de un sujeto se vuelven activas cuando SCP-232 es levantado y tomado o portado por un ser humano mientras las baterías están instaladas.

Dentro de 5-30 segundos de ser recogido, la persona manejando a SCP-232 empezara a hablar Inglés, sin importar la fluidez con el lenguaje o la falta de esta, en una manera parecida al patrón del habla de un pre-adolescente/o adolescente de la juventud americana de los años 1920-1960. Personas afectadas negaran que hay algo inusual acerca de su manera de hablar, e insistirán que siempre han hablado así. Este comportamiento continuara hasta aproximadamente 15-20 segundos después de que el sujeto de prueba sea inducido a abandonar posesión de SCP-232, después de esto su patrón de habla regresara a lo normal. En sujetos de prueba que no han tenido contacto con la franquicia de Jack Protón, los efectos de SCP-232 no continúan más allá de este estado y el sujeto no tiene ningún recuerdo de su comportamiento mientras estaba bajo su influencia.

Información de patente marcada en el mango de SCP-232, y análisis histórico de objetos no-anómalos de apariencia idéntica indican que SCP-232 es el juguete de la “Pistola Atómica”, producido por la corporación [BORRADO] desde 1953 hasta 1958 y licenciado bajo la mercancía asociada a “Jack Protón- Policía del Espacio”, una serie de novelas de ciencia ficción para adultos jóvenes por M.K Snyder. Aproximadamente █████ unidades fueron manufacturadas y vendidas durante la corrida de producción del juguete, de los cuales una cantidad desconocida sigue en existencia hoy en día. La fundación ha adquirido 1238 unidades desde que la contención de SCP-232 comenzó, todas excepto tres mostraron no tener propiedades anómalas bajo pruebas. A través de examinación no se ha indicado ninguna diferencia visible entre las unidades anómalas y las no-anómalas.

La serie de Jack Protón consistió primariamente de quince novelas y una docena de historias cortas escritas entre 1940 y la muerte de Snyder en 1973, revuelven alrededor del epónimo Mayor John Patrick “Jack” Protón en el siglo 27 donde la raza humana a colonizado todo el sistema solar de la Tierra. La ambientación es típica de ciencia ficción juvenil del temprana siglo 20 y depende fuertemente en débiles descripciones sci-fi del viaje espacial común en la literatura de aquellos tiempos, incluyendo la existencia de vida en otros planetas del sistema solar, atmosfera respirable en la luna y otros cuerpos celestiales, viaje espacial más rápido que la luz sin implicaciones realistas, e inteligencia artificial altamente inteligente en computadoras basadas en tecnología de tubos de vacío. Las novelas fueron adaptadas en un programa de radio, sindicalizado nacionalmente, desde 1947-1952, en televisión una serie apareció en la red NBC desde 1953-1954, y una película en blanco y negro fue lanzada en 1956. La franquicia de Jack Protón no muestra ninguna propiedad anómala por sí misma y puede ser leída, vista o escuchada con seguridad siempre cuando la persona que haga esto no entre en contacto con SCP-232.

En sujetos que habían previamente leído, visto u escuchado cualquier versión de la franquicia de Jack Protón, los efectos secundarios de SCP-232 empiezan a manifestarse 90-120 segundos después del contacto físico con el juguete. Durante este estado los recuerdos del sujeto de pruebas son alterados radicalmente, al extremo que el sujeto cree ser un residente del escenario del siglo 27 de las novelas de Jack Protón. Sujetos de prueba se reúsan a responder a sus nombres originales y durante las entrevistas describirán historias de vida y experiencias en carreras de vida en el siglo 27, las cuales son internamente consistentes con ellos mismos y con detalles de la historia de Jack Protón, describiéndose muy seguido a sí mismos como contactos cercanos a Jack Protón u otros personajes importantes que aparecieron en la franquicia. Exámenes poligráficos dados a los sujetos de prueba en este estado han dado resultados consistentes que muestran que lo sujetos creen que estas historias son reales.

En el tercer y final estado de exposición a SCP-232, ocurriendo aproximadamente a los 30-45 minutos después de contacto, los sujetos de prueba empiezan a experimentar alucinaciones sensoriales, al tal efecto que ahora perciben el mundo a su alrededor es el escenario ficticio de la franquicia de Jack Protón. En este estado, los sujetos, casi sin excepciones, empezaran a creer que son miembro del “Escuadrón de acción Junior” de Jack Protón y han sido asignados una misión de gran importancia para seguridad interplanetaria, en la cual los investigadores y personal de seguridad de la Fundación están involucrados o están intentando detenerlos de completar dicha misión. Aunque intentos de neutralizar personal de la Fundación con SCP-232 han sido probados como fútiles, se ha visto que los sujetos de prueba recurren a violencia física en ocasiones.

Personas afectadas por los últimos estados de exposición a SCP-232 se resistirán a cualquier intento de remover a SCP-232 de su persona, y si son separados de el, intentaran recuperarlo por cualquier medio posible desde su posición. Efectos de los estados tardíos de exposición al objeto gradualmente desaparecen en un periodo aproximado de 3-6 horas después de que se le es quitado SCP-232 al sujeto de prueba; en aproximadamente ██% de las pruebas que implican exposición a largo plazo, los sujetos de prueba han retenido memorias de su persona artificial después de la disipación del efecto, resultando en disonancia cognitiva y discapacidades psicológicas.

La atención de la fundación cayo en SCP-232 el día ██/██/████, después del arresto de Martin ██████, un trabajador de acero jubilado viviendo en [BORRADO], PA, debido a conducta desordenada en un evento en un mall. ██████, insistió que él era el “Cadete Espacial Max Marte”, fue arrestado después de confrontar a varios vendedores empuñando al SCP-232, demandando saber la locación del “Rubí de Phobos”, un artefacto cuyo robo del museo marciano de historia gatilla la trama de la novela Asesinato en el express Io. Durante la interrogación antes de la terapia amnésica, ██████ dijo que había tenido uno de estos juguetes cuando era un niño y había sido un fan de la serie, y compro a SCP-232 en una subasta online por valor nostálgico, ya que él se “había divertido mucho jugando policías y alienígenas” en su juventud.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License