SCP-205-FR
Puntuación: +3+x

Ítem #: SCP-205-FR

Nivel de Amenaza: Amarillo

Clasificación del Objeto: Seguro

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-205-FR debe estar contenido en una cámara frigorífica en el Sitio-██. En caso de que se produzca un corte de corriente o un fallo en la contención, la temperatura no debe superar los 18°C para evitar que SCP-205-FR se caliente. SCP-205-FR no precisa más que una supervisión estándar. Los miembros del personal de nivel tres o superior pueden acceder a él a solicitud previa del Dr. Étienne.

El uso de unas orejeras es obligatorio para cualquier prueba con SCP-205-FR.

Descripción: SCP-205-FR tiene la forma de un oso de peluche marrón de veinticinco centímetros. Tiene un componente electrónico que le hace repetir constantemente dos frases: «Quiero un amigo. Dame un abrazo.» Estas dos frases obligan al sujeto a tomar el objeto en sus brazos. SCP-205-FR dejará inmediatamente de pronunciar estas dos frases, que tienen un efecto memético comprobado. El sujeto ya no querrá soltar el objeto y lo mantendrá frente a él durante un período indefinido de tiempo a menos que un tercero utilice la fuerza.

A continuación, SCP-205-FR activará un segundo efecto. El material del que está hecho el objeto absorberá el calor corporal del sujeto. Este último, además de perder su calor, no podrá producirlo. La energía absorbida por el objeto será entonces emitida por él. Esto conducirá a un SCP-205-FR más caliente. El sujeto querrá seguir abrazándolo para calentarlo. El calor emitido por SCP-205-FR será el doble de lo que el objeto absorbe.1. El proceso de aumento de la energía absorbida sigue siendo un misterio hasta el día de hoy. La pérdida de temperatura es constante, a un ritmo de un grado Celsius por minuto.

Así, un sujeto con una temperatura corporal normal (37°C) entrará en hipotermia después de dos minutos. Después de nueve minutos, el cuerpo estará a 28°C, provocando un paro cardíaco. El calor máximo emitido por el objeto es de 74°C.

Por consiguiente, la exposición prolongada a SCP-205-FR es letal.

Sin embargo, si el sujeto logra soltar a SCP-205-FR, no podrá regular su calor corporal durante una semana si el contacto duró más de tres minutos, y durante un período indefinido si el contacto duró menos de tres minutos. Hasta la fecha, esta anomalía física no ha sido contrarrestada. La anomalía estaría localizada en el área del cerebro que regula el calor corporal. Esta área sería atrofiada o adormecida por el objeto.

Los efectos de SCP-205-FR sólo se activan si el sujeto toca el objeto con las manos desprotegidas. La presencia de ropa impide la activación de sus efectos.

Circunstancias de su Descubrimiento: SCP-205-FR fue descubierto el ██/██/20██ después de la desaparición de diecisiete niños en el área de la Ciudad de México. El objeto había sido abandonado en un lugar de culto perteneciente al grupo de interés La Quinta Iglesia. El agente Fernández había querido contener el objeto que impedía a los agentes concentrarse cuando localizaron el lugar. Luego tomó el objeto en sus brazos. Después de nueve minutos, el agente Fernández murió de un paro cardíaco y su temperatura corporal bajó a 28°C. La agente García, también en la escena, encontró el cuerpo y el objeto. Inmediatamente se puso en contacto con los refuerzos para transportar el objeto.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License