SCP-093 Test 'Verde'
Puntuación: +1+x

Test Espejo 2: Color (Verde)

El sujeto es D-54493, mujer, 23 años de edad, físico estándar. El historial del sujeto demuestra tendencias a robar coches de gama alta y homicidios de segundo grado a dos niños durante la huida de un vehículo. El sujeto se muestra cooperante en todas las etapas del proceso. El sujeto entra en el espejo mientras sujeta SCP-093, que emite un color verde. Los técnicos observan que el espejo seguía reflejando una imagen hasta que el sujeto pasó a través de éste completamente, momento en el que el cual pasó a enseñar un paisaje similar al del primer test, de color verde. La grabación de vídeo muestra lo siguiente:

Cámara activada, que muestra un ligero parpadeo. El sujeto observa el mismo paisaje observado por los técnicos. Todos los objetos verdes muestran un color verdoso aún más oscuro y el resto de objetos muestran un tono verde, que se superpone al color normal de dichos objetos, como ocurría con el color azul en el Test 1. No están los puntos de referencia del Test 1 cuando el sujeto hace un barrido a toda el área.

Se observa un campo, abandonado hace mucho tiempo. En el medio hay los restos de un espantapájaros de diseño desconocido, cuyos fragmentos están podridos y rotos. Nada crece en esta tierra yerma. Hay una gran casa de campo de dos plantas a la derecha. También se observa una puerta que lleva a un refugio en uno de los extremos. El sujeto carga inmediatamente su arma de fuego y es aconsejada por control de relajarse antes de proceder. Sólo se oye su fuerte y pesada respiración en la grabación.

El sujeto se toma un par de minutos y dice que está bien, y acto seguido entra a rodear el perímetro de la casa de campo. Cerca de las puertas hay dos bicicletas de niño, uno para un niño y el otro de una niña; apoyadas en la pared. Una de las puertas de refugio se encuentra en la hierba, con signos de haber sido forzada debido a varios trozos de madera rotos y esparcidos por el suelo. En las escaleras hay ropa esparcida en orden descendiente, es decir, empezado por los zapatos hasta la camisa, que pertenecen a un chico. El sujeto empieza a gritar a control preguntando si se trata de una puta broma de una mente retorcida. Control asegura que nunca habían visto este paisaje antes y que por favor se calme. La sujeto tarda varios minutos en recuperar la compostura y continuar. Se desconoce si SCP-093 está usando el pasado del sujeto para diseñar el paisaje.

Tras varios minutos de descanso, la sujeto decide continuar. Se corta la comunicación con ella en el que sólo se escuchan los comentarios de control ante la nerviosa actitud del sujeto durante el siguiente minuto y medio. La comunicación vuelve a la normalidad en cuanto a sujeto llega al final de las escaleras. El sótano de la casa de campo es de diseño muy corriente y típico. Están alineadas varias estanterías echas de madera en la pared del fondo, en las que hay varios tipos de substancias enlatadas desconocidas. La luz rota del sótano oscila ligeramente hacia los lados. La cámara hace un barrido muy lento del sótano, donde se muestra que no hay ningún tipo de huellas y ni pisadas, lo cual evidencia que ha sido abandonado hace bastante tiempo. La sujeto se empieza a quejar sobre un hedor.

Al investigar un poco más a fondo la zona, se encuentra una compuerta de metal en el suelo, similar a la de un submarino con un picaporte. La sujeto afirma que la hedor es más pestilente alrededor de la compuerta y en el polvo de su alrededor, que parece metálico. El picaporte es muy viejo, con mucha de su pintura desgastada. La sujeto empieza a usar el picaporte el cual abre la compuerta. La sujeto empieza a toser al notar el estancado y viejo aire que sale de la compuerta. Cuando la cámara se inclina para ver el que esconde la compuerta, que es un túnel blanco de concreto similar al encontrado en el experimento azul, aunque éste está en un estado mucho mejor. Se ordena a la sujeto a bajar por las escaleras y cerrar la compuerta detrás de ella.

Después de un tiempo convenciéndola, la sujeto decide bajar pero ni cierra la compuerta, después de mostrar que podría haber un fallo en el sistema de poleas. Llegar al fondo de la compuerta del sótano de la casa ha consumido unos 53m de cable aproximadamente. En el interior de la compuerta parece ser un búnker habilitado para ser usado durante mucho tiempo. Es muy espacioso, aproximadamente la mitad del propio desván, el cual tiene tres literas, una de ellas para una pareja y dos para una persona.
Hay un contenedor de inmundicias en el fondo del búnker que tiene varias cajas de “cereales”, similares a las encontradas en el experimento azul. En las literas hay dos esqueletos y un tercero en el suelo, al lado del cual está un revólver estándar con cargador para seis balas, pero sin munición. Hay varios casquillos de bala en el suelo, cerca de la pistola. Al otro lado del cadáver hay un libro en buen estado, el cual se guarda en el kit a espera de ser analizado. La pistola se deja en el suelo por deseo de control.

La sujeto analiza más el bunker, fijándose en un escritorio donde hay un recorte de periódico cortado en buen estado también. Los artículos se guardan en el kit a espera de ser analizados. No hay muchas cosas más de interés en el bunker que sea mostrado por el barrido de la cámara. Bolsas de basura con ropa, unos poco juguetes con un parecido a los de los años 50 situados en la pared en fila india.

Se le dice a la sujeto de abandonar el búnker y acto seguido se le pide un momento de espera para que un técnico redirija la cámara a el área cerca de la puerta de salida del búnker. Una exploración más minuciosa encuentra una pequeña área comprimida en lo que parece ser un Ethernet plug-in, la cubierta del cual está ligeramente movida de la pared por una substancia de color ámbar desconocida. La sujeto rechaza tocar o coger una muestra alegando que hace una olor apestosa y que si quieren pueden cogerla ellos mismos. Control lo rechaza y la sujeto deja el búnker.

Mientras la sujeto empieza a subir las escaleras se observa en la cámara por un instante una figura humanoide al final del túnel observando a la sujeta. Control le pide confirmar la figura, la sujeto afirma que no hay nada allí arriba y empieza a subir. La cámara pierde de vista la figura después del avistamiento y es cogida por la sujeto la cual sube sin incidentes. Al final del túnel, no se observa ninguna otra forma de vida, no se observa que nada haya sido modificado. La sujeto insiste que no había nada allí y cierra la compuerta, e inmediatamente después empieza a vomitar.

La sujeto tose y usa las botellas de agua de las cuales está provista para hacer gárgaras y acto seguido se para en seco y pregunta a control si está oyendo “eso”. Control confirma que no oye ningún audio anómalo. La sujeto se acerca a la entrada del sótano cuidadosamente con la pistola e inclina ligeramente la cabeza para que la cámara vea el exterior. En la distancia, a unos 700m de la casa, se observan dos gigantescas formas humanoides que se están arrastrando por la zona. Las criaturas no se dan cuenta de la presencia del sujeto que permanece quieta pero cuyos antebrazos tiemblan de forma significativa.

Se ordena al sujeto que permanezca quita y callada mientras las criaturas se mueves. Están situadas en un ángulo en el cual la cámara captura su rostros durante unos breves instantes. Durante este tiempo so observa claramente que no tienen rasgos faciales ni de otro tipo. Los brazos que usan para arrastrase son a veces cortos y a veces largos, variando de tamaño cada vez que se mueven. Su apariencia humana parece acabarse al final del torso. Las dos criaturas tardan aproximadamente diez minutos en desaparecer en la distancia mientras la sujeta cae presa del pánico y suplica volver. Petición denegada. Se ordena a la sujeta que entre a la casa por el sótano, y no abandonarla bajo ninguna circunstancia.

Se entra a la primera planta a través de una puerta oxidado situada en el sótano/piso que hace un sonoro crujido que hacen parar al sujeto durante 37 segundos antes de continuar hacia arribar y llegar a la cocina. El frigorífico está abierto, con toda la comida pasada. Al lado de la cocina se encuentra la sala de estar por la cual la sujeto entra lentamente. Hay un sofá, un sillón reclinable i una televisión, todos ellos con un estilo de los 50. En el sillón hay un portátil cuya carcasa también está decorada con un estilo de los 50 y recubierta de una gruesa capa de polvo. Al abrir el portátil se ven los últimos momentos del sistema operativo, “Creyente OS” en estado standby para acto seguido apagarse. El portátil no tiene ninguna fuente externa y no se puede volver a encender. Al intentar sacar el portátil se observa que está enganchado y no se puede sacar. Se le dice al sujeto que deje el portátil donde está.

Hay una puerta que conduce al exterior de la casa la cual está cerrada con tablones de madera. No se hace ningún intento de interactuar con la puerta o los tablones. La cámara enfoca a una escalinata que lleva al piso superior. La sujeto sube por las escaleras sin ser preguntada y permanece en silencio durante el ascenso para sorpresa de control. Cuando la sujeto llega al final de la escalera se ve un recibidor donde se ven dos puertas, una a cada lado, y al final del recibidor hay un pequeño ascensor para bajar y subir puertas, encajetado en la pared.

La sujeto abre la puerta de su izquierda por voluntad propia, la cual lleva a dormitorio de los propietarios. La cama está echa pero el armario de al lado está abierto y la ropa esta tirada por todo el suelo. La sujeto encuentra en la cama varias piezas de joyería y se le informa que las tiene que dejar allí. La sujeto empieza a protestar, y entonces comenta que apestan y las deja allí, para luego abandonar la habitación. Se le pide abrir la segunda puerta.

La segunda puerta lleva a un dormitorio compartido entre un niño y una niña, lo cual es obvio debido al tipo de jugetes y ropa tirados por todo el suelo. También hay una ventada a la cual la sujeto se acerca y limpia el polvo en ella con la cortina. Se le pide de acercar al cámara a la ventana y así lo hace. Se observa el paisaje antes descrito y lo que parece una ciudad a unos 40km aproximadamente. La cámara empieza a barrer toda el área de los alrededores. Se observan unas 300 figuras humanoides parecidas a las encontradas durante el test azul, rodeando toda la casa, observando la cámara. Se pregunta a la sujeto para confirmar las figuras pero ella dice que allí no hay nada. Se pide a la sujeto de volver y ella accede rápidamente.

El regreso no tiene nada de relevante y el sistema de poleas no muestra ningún error. Al llegar al punto de origen del cable un fuerte sonido gutural causa que la imagen se distorsiona. Los técnicos afirman que ellos también han notado y oído el la vibración. La sujeto vuelve por el punto de origen sin problema y el espejo vuelve a reflejar la sala. Se le quita el SCP-093. Termina el vídeo.

Los trozos de periódico obtenidos se han apodado como █████.

El siguiente test está clasificado como el test violeta.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License