SCP-007-J
Puntuación: +1+x
muffin2.jpg

Un muffin de la misma marca que SCP-007-J (aún completo)

Ítem #: SCP-007-J

Clasificación de Objeto: Euclid, esperando su ascenso a keter

Procedimientos Especiales de Contención: El paradero de SCP-007-J es actualmente desconocido, pese a ello ha sido confirmado que el no ha dejado el Sitio ████ desde su descubrimiento inicial en la Oficina del Oficial Blake y el Oficial Evan. El equipo de reconocimiento Theta esta en espera para la autorización de barrer las inmediaciones. mientas tanto, todo los miembros han sido avisados sobre no abordar a SCP-007-J debido a su naturaleza desconocida.

Descripción: SCP-007-J es un Muffin de arándanos el cual pertenecía al Oficial de la Fundación Evan, antes del descubrimiento de su naturaleza y su subsecuente designación como un SCP.

SCP-007-J fue identificado durante el horario de almuerzo de los Oficial Blake y Evan el día ██/██/████. La anomalía incurrió durante una llamada telefónica que recibió el Oficial Evan, donde tuvo que abandonar la habitación. Si bien no fue observado por el Oficial Blake, SCP-007-J, fue dejado sin supervisión en el escritorio de Evan (ya que fue planeando ser consumido después de la llamada telefónica, creyéndose que era un Muffin normal), desapareció por medios anómalos, dejando solo un residuo de propiedades desconocidas en los labios del Oficial Blake.

La transcripción del intercambio el cual llevó al descubrimiento de SCP-007-J se encuentra debajo.

Oficial Evan: (Entrando, habiendo concluido su llamada telefónica.) "Ey tío… Oh… chaval, ¿dónde diablos está mi muffin?"
Oficial Blake: "¿Qué?"
Oficial Evan: "¡No! ¡Ya hemos hablado sobre la ética de robar comida! ¡No se roba el pastel de otro hombre!"
Oficial Blake: "Juro por Dios que no sé de qué estás hablando."
Oficial Evan: "¡Entonces mi muffin se ha ido de aquí andando sólito, ¿verdad?!"
Oficial Blake: "Bueno… no sé… ¡Cosas más extrañas han pasado! Digo, puedes creer en un ángel de hormigón que llora o en un cocodrilo homicida e indestructible, ¿pero en un muffin con consciencia no? Espera tío… ¿crees que eso es lo que tenemos aquí ahora mismo?"
Oficial Evan: "No, creo que te lo has comido. Sí, aún tienes migas en la cara, ¡joder!"
Oficial Blake: (Raspándose el área de la boca, con pánico.) "¡Oh, mierda! ¡Ha dejado sus residuos sobre mí! ¡Tráeme un formulario SCP, voy corriendo al pabellón médico a que me hagan un chequeo!"
Oficial Evan: "Eres un imbécil."

Los residuos encontrados en los labios del oficial Blake fueron identificados como migas de SCP-007-J. Y es actualmente desconocido como o porqué SCP-007-J dejó su marca sobre el Oficial Blake, pero los análisis han revelado que no hay efectos a largo plazo. Como precaución, El oficial Blake tuvo que pasar (3) días en cuarentena.

Adicionalmente, para prevenir que los pasteles del sitio vengan a la vida como resultado de la exposición a SCP-007-J, o a la Fundación misma (como podría haber sido el origen de SCP-007-J) la cafetería deberá ser resguardada por guardias armados hasta que SCP-007-J sea asegurado.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License