Postludio: Un Término

Traducción sin revisar. Es posible que encuentres errores en este documento. Puedes corregir los problemas que veas, pero la revisión no será aprobada hasta que el Equipo de Traducciones se haga cargo.


Puntuación: +2+x

Se miró en el espejo e inspeccionó su uniforme para el día. Sombrero cloche gris, sin adornos; traje de vestir gris, bien confeccionado; Camisa blanca, planchada y almidonada; Pañuelo negro, apretado como un garrote. Aflojó el nudo ligeramente y pensó distraídamente, "Siempre es negro. Nunca verde, o azul marino, o rojo. Hmm."

Hizo una pausa, se concentró brevemente y la bufanda se volvió de color púrpura real con un hilo dorado que insinuaba sutilmente patrones extraños y ocultos. "Así está mejor. Para trabajo voy".

Se ajustó la falda una última vez, sonrió y le hizo una reverencia a la habitación vacía. Nadie cruzó la puerta y nadie se quedó atrás.


¡Soy nadie! ¿Quién eres tú?
¿También nadie eres tú?
Entonces hay un par de nosotros
No lo digas — ya sabes, nos desterrarían a los dos.

-¡Soy nadie! ¿Quién eres tú?, por Emily Dickinson, 1891

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License