Presentación de la UdII
Puntuación: +6+x

Bienvenidos a la segunda división menos popular del FBI; la Unidad de Incidentes Inusuales.
Probablemente la mayoría de ustedes está aquí como castigo, porque alguien los quiere fuera de su vista.
¿Alguno de ustedes está aquí porque le dijeron la verdad a sus superiores, y no les creyeron?

Ah, sólo uno. Pues bien, voy a tener que hacer una demostración. Verán; la UdII es una broma, pero no por las razones que ustedes creen. Estoy seguro que la mayoría de ustedes reconocerán esto como una Desert Eagle. Está cargada con tiros calibre 0,50. Siete tiros en el cargador.
Contémoslos: Uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete… ocho, nueve, diez, once… Podría seguir, les mostraré el cargador para que puedan ver que no estoy usando un juego de manos.

Así que, si lo que estamos investigando es real, ¿por qué somos una broma? Porque esto nos supera por mucho.
Ustedes no están entrenados para el tipo de cosas que se supone que debemos investigar.
Por supuesto, que reciben muy buenas primas por defunción.

Pregunta: ¿Cuántos tiros tiene ese cargador?
No, el tipo con el que la encontré también pensó que era ilimitado. Contiene mil doscientos noventa y seis tiros. Huyó mientras me disparaba.

Ahora en cuanto a la terminología. Nos ocupamos de Carros y Latas.
Un Carro es un artefacto confirmado; un objeto que no pertenece a este mundo.
Una Lata es una anomalía confirmada; un evento o área que involucra algo imposible.
Un Hombre Lata es una persona que es una anomalía. Estos tienden a ser particularmente peligrosos, y probablemente encontrarán a alguien más que los está buscando.

No somos los únicos que lidiamos con estas cosas. Cuando estén en una investigación, mantengan los ojos abiertos por otras partes interesadas:

Los Trajes.
Hombres de traje, gafas de sol, las obras, tus espantos estereotipados. Hombres de Negro. Si tienen oportunidad, manténganlos vigilados. Son unos bastardos, totalmente indignos de confianza, pero si ellos dan una orden la siguen.
Ellos trabajan para el gobierno, aparentemente. Y nos superan.

Los Fuegos Artificiales
Grupos de milicianos, altamente entrenados, a veces armados con Carros. Creemos que hay más de uno, los hemos visto peleando unos con otros. Vienen y toman, o destruyen, lo que sea que busquen. Luego se van, y nosotros tenemos que encubrirlo. No intenten interferir sin refuerzos; y sean conscientes de que ellos están mejor equipados que nosotros. Son peligrosos, despiadados y crueles. Pero al menos son honestos. Si les dan una orden, síganla.
Si no lo hacen los matarán.

Los Compradores de Carros.
Marshall, Carter and Dark; es una casa de subastas, y un club de caballeros. Sus clientes son extremadamente ricos y suelen tener gustos bastante inquietantes. La política oficial es allanar a cualquier traficante de Carros conocido, pero deben tener mucho cuidado con MC & D. Sus fuerzas de seguridad no quieren hacer una escena, así que esperen a los refuerzos antes de entrar y deberían estar relativamente a salvo. Si les dan una orden… bueno, decidan por sí mismos; asumiendo que tengan libre albedrío en el momento.

La Colección de Latas.
Se hacen llamar La Mano de la Serpiente. A menudo interfieren con las acciones de otros grupos, generalmente para liberar o proteger a Hombres Lata. Están felices de poder usar artefactos, y tienen muy poco interés en mantenerse en secreto. Ellos entienden las anomalías mejor que la mayoría ya que la mayoría de ellos parecen ser anomalías. No los enfrenten en público, no van a ganar y los Trajes estarán molestos por tener que limpiar el desastre que dejen.
Si les dan una orden consideren seguirla, probablemente ellos puedan prenderlos en llamas con la mente.

Y por último, los chicos con los que realmente nos podemos relacionar: Los Jefes.
Sabrán que están ahí, verán algo etiquetado como Servicios de Cuidado Personal, Sistemas de Consumo Preferencial, Sinergía Corporativa Profesional o Seguridad para Crisis de Pánico. No tratan de esconderse de nosotros, sólo de la opinión pública.
Los Jefes están bien entrenados, saben lo que hacen, y son útiles. Su objetivo parece ser similar al nuestro: encontrar anomalías, en silencio, y tomarlas bajo control y quitarlas del ojo público. Si están ahí entonces el problema probablemente está fuera de su alcance, pero pueden ir y presentarse con ellos si quieren. Si les piden ayuda… bueno ellos se asegurarán de que sus familias sean bien cuidadas si ustedes mueren, además de la prima por defunción que les damos normalmente.

Si reciben una llamada que comienza con "Oye Jefe" significa que hay algo con lo que no se pueden molestar en lidiar. Es casi seguramente un artefacto menor. Esas cosas nos ayudan a mantener nuestro financiamiento, así que asegúrense de tomar en serio las llamadas de los Jefes.
Si un Jefe les da una orden, síganla. Porque probablemente ellos no los matarán, la anomalía lo hará.

Una vez recibí órdenes de un repartidor de pizzas. No me dí cuenta de que era de Siempre Crujiente la Pizza hasta que se había acabado todo.
Es por eso que somos una broma.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License