Seminario del Departamento de Biología por Luisa Vander: Las cadenas complementarias del ADN
Puntuación: +16+x

Luisa se encontraba en su cama pensando en su la presentación de su seminario, se levantó a tomar un vaso de agua, mientras revisaba los algunos mensajes en su celular para no olvidar ningún detalle.

—Por supuesto, es esa época del año donde entran los más nuevos —mencionó mientras bebía de su vaso cristalino—, al menos es buen momento para introducir algunos conceptos básicos y los resultados de investigaciones más recientes.

Procedió a sentarse de nuevo en su cama mientras revisaba la lista de SCPs para tomar como ejemplos, donde se encontraban SCPs biológicos, procurando solo incluir los de más bajo nivel. Ya con sus anomalías seleccionadas, decidió volverse a intentar dormir, no sin antes mirar por su ventana con la intención de observar la luz de la Luna y unas pocas estrellas.

—Al menos puedo descansar estos días —se decía a si misma— y por fin podré presentar un tema de suma importancia.

Dio un suspiro mientras los parpados cubrían sus ojos cansados, necesitaba descansar de su rutina tan desgastante. Así, ella durmió durante siete horas, veintidós minutos y treinta segundos en una paz.

Tras despertarse y llevar a cabo su rutina diaria, se dirigía a su lugar de trabajo: el Sitio-34 de la Fundación, siendo la sede principal de los hispanoamericanos.


—Buenos días a todos los presentes, seguro que ya han visto algunas anomalías que trata nuestro Departamento y se habrán sorprendido algo con la diversidad de cada una. Pero, se han preguntado el parámetro para decidir si algo es anómalo, ¿o no? ¿Habrá algún motor detrás de estas anomalías biológicas? Oh, estoy un poco emocionada y he olvidado presentarme, soy la investigadora del Departamento de Biología, Luisa Paola Vander Stella, aunque pueden solo llamarme Luisa.

Vander se pone unos guantes negros sin dedos, para después tomar un aparato electrónico.

—Hoy estoy aquí para aclarar algunos puntos sobre las diferentes anomalías biológicas y cómo facilitar su identificación es de gran ayuda. Para comenzar, déjenme darles un poco de contexto histórico.

Luisa pone el pequeño aparato sobre una mesa, el cual proyecta una interfaz holográfica mostrando una presentación con la fotografía de SCP-ES-041-01 a la derecha y a la izquierda una del Dr. Von Braun.

—Supongo que varios ya han revisado el documento de ES-041, pero simplificándolo, es un organismo vegetal con capacidad de alterar su ADN para mutar en diferentes tipos de plantas, es inmune a todos los tipos de plagas, entre otros detalles. El Dr. Braun, en la izquierda, se encargó en un principio de comenzar la larga tarea de nuestro departamento, marcando nuestro camino.

Vander da un movimiento con su mano y el holograma pasa a la siguiente diapositiva, mostrando dos fotografías de cortes histológicos: uno procedente de ES-041-01 y otro de la especie Olea europea1.

—Las primeras investigaciones de Braun se centraron en la morfología de la planta, reconocer las diferencias entre ES-041-01 y plantas comunes. Como podrán ver, realmente a simple vista no se ve nada fuera de lo normal, excepto… Sí, los núcleos celulares ciertamente se ven más grandes en ES-041-01 y en general su parénquima es más densa. Por ejemplo, en algunos grupos celulares como las neuronas tienen núcleos con un mayor volumen, lo mismo con algunas células durante el proceso de ovogénesis, ya que es necesaria su regulación en la transcripción, así se facilita la producción de un mayor número de productos de síntesis nuclear.

—Resumiendo, estos son ejemplos de una mayor síntesis de proteínas anómalas, la densidad nuclear se presenta en estos cortes histólogicos de glándulas serosas y neuroendocrinas. Con esto, Braun propuso, al menos en plantas, que tenían la capacidad de crear “paraenquimas”, básicamente una reserva de compuestos anómalos en ES-041 y otro de tipos de plantas que les conferían sus propiedades anómalas.

Luisa vuelve a mover su mano, la presentación muestra un modelo de los compuestos encontrados en las paraenquimas de diferentes plantas, como SCP-ES-041, SCP-ES-212-C-1 y SCP-ES-158.

—Estos son algunos ejemplos de los compuestos almacenados en las paraenquimas, aunque el conocimiento de esto realmente no nos ha ayudado demasiado. En este punto de la historia, a finales de 1990, seguíamos sin conocer porqué o cómo se generaban estos tejidos, incluso estos son solo modelos, ya que las verdaderas estructuras de los compuestos siguen siendo tema debate en el Departamento. Pero el avance estuvo ahí, en esos cortes de ES-041, estaban las respuestas a no solo las plantas anómalas, sino a la biota de este tipo en general.

En la siguiente diapositiva se encuentran de nuevo el corte de ES-041-01.

—Volvamos un poco al núcleo celular, un poco más denso y no, no solo con esta fotografía se decidió que era significativo este detalle. Retomé las investigaciones Braun, he hice más cortes, en animales, hongos, revisé protistas, eubacterias y arqueas —mientras decía esto, mostraba en la presentación los diferentes cortes—. En todas, el núcleo es más denso. En el caso de las eubacterias y arqueas, en general su contenido genético igual era más denso. Entonces, ¿fácil, no? Solo debíamos revisar el ADN y tendríamos las respuestas que tanto ansiamos.

Luisa toma de la presentación holográfica uno de los nucleos anómalos y uno común, uno en cada mano. Los expande y los ordena de manera que se pueda ver el ADN.

—Y nada, son completamente idénticos, cada hebra, cada nucleótido, cada maldita base nitrogenada. Quizás miré en la dirección incorrecta todo este tiempo, solo era una coincidencia, lo analicé con cada tipo de microscopio y nada; pero si algo hemos aprendido en este trabajo, es que todo está en los métodos, en la perspectiva y en este caso, una técnica.

Luisa da un gesto con sus manos y las hebras desaparecen, la presentación pasa a la siguiente diapositiva, titulada “Técnica de Paramicroscopía Electrónica”. Se muestra un dispositivo electrónico similar a un microscopio electrónico de transmisión.

—Ya hace tiempo se conocía la radiación Facetaria producida por fuentes taumatúrgicas y alteradoras de la realidad. Y la manera de detectarla ha avanzado con el paso de los años, ahora más que nunca, lo que tenemos ahí, es un microscopio MET modificado, proyecto en colaboración con la Coalición. Empezamos las investigaciones hace un par de años, tuvimos tropiezos, algunos contragolpes generados casi fatales, presiones administrativas, pero al final, valió la pena para ver… Esto:

La diapositiva muestra una fotografía de un dibujo bidimensional, titulada: “Cadenas Complementarias del ADN (CCADN)”.

—Veo que varios están tratando de analizar la foto y se preguntaran qué estamos viendo. ¿Alguien conoce la Fotografía 51? Tomada por Rosalind Franklin en 1952, pues… ¿Qué? ¿Qué la tomó Raymond Gosgling? Veo que a alguien le faltan clases de historia verídicas —Luisa tarda unos segundos en volver a hablar—. Lo siento, ¿en qué estaba? Oh claro, la primera fotografía del ADN, aquí tenemos algo similar, para no rompernos la cabeza tratando de darle forma, ¡usemos el modelo tridimensional!

Luisa toma la diapositiva y la pone como si fuera una mesa, agarra el dibujo bidimensional y como si se tratara de un acordeón lo expande para mostrar la figura 3D.

—Perdonen mi emoción, no puedo resistirme cada vez que la veo, las posibilidades, implicaciones, aplicaciones… —dijo Luisa hablando cada vez más rápido—. Sigamos, esto es una cuádruple hélice, en comparación a la doble hélice del ADN no anómalo. ¿Por qué no lo logramos ver desde ya hace tanto tiempo? Primero, se debe a que no es visible por métodos comunes, como el EVE o cualquier tipo de radiación Facetaria, sin embargo, se manifiesta un poco deformando el núcleo, eso es lo que vio Braun en su momento, no es que fuera más denso, sino está estructura deforma el núcleo. Segundo, apenas a mitad del siglo XX pudimos siquiera conocer la existencia del ADN, todo esto es tan nuevo y cada vez se avanza más rápido.

Luisa mueve sus manos para remarcar las cadenas complementarias y hacer énfasis en las mismas.

—Como era de esperarse, no están formadas por las bases nitrogenadas comunes, ni siquiera por moléculas conocidas o ya registradas en otras anomalías. Hemos tenido algunas propuestas de nombres: paralininas, anomalininas, aunque yo lo dejaría en paramoleculas, más que nada para dejarlo general. Tampoco es algo como el ARN, porque no es un ácido nucleico, solo sabemos que es de origen orgánico.

Vander vuelve a tomar elementos de la diapositiva, representados como esferas orbitando toda la estructura molecular. Las esferas cambian de forma geométrica cada cierta cantidad de tiempo, pasando por varios poliedros, tanto regulares como irregulares.

—¿Y de qué se encarga esta estructura adicional? Simplificándolo y en términos muy fáciles de entender, es la estructura de donde provienen los compuestos anómalos, forman tejidos y órganos que serían imposibles de otra manera, adaptación, modificación, y básicamente todo lo que hace a un organismo anómalo. Reitero, esto ya es la forma más mundana de entenderlo, pero nos sirve para empezar a familiarizarnos con el concepto.

Mientras tanto, Luisa toma uno de los poliedros, el cual en este momento es un cubo.

—Como están viendo, las estructuras circundantes cambian de forma y esto es para representar su conformación variante, aunque… —los polígonos se acoplan a las cadenas y su forma de poliedro se pierde, pasando a estructuras más finas y detalladas, como ramificaciones.

—Cuando empieza el proceso de expresión génica, se vuelven más complejas, dicho proceso es llevado a cabo por estos “factores estabilizadores de transcripción y traducción” o “fett”, donde de manera directa decodifican la información de las cadenas complementarias y producen los compuestos anómalos, para después dejar la célula o añaden información a la misma célula para crear desde organelos hasta órganos enteros; básicamente expresan esos fenotipos anómalos. De igual manera sirven como mecanismo de reparación de estas cadenas, fusionándose en ciertos tramos específicos para ello.

—Otro concepto a tener en consideración es la parapotencialidad celular, la capacidad de las células para expresar la información de las cadenas complementarias. Porque claro, la célula primero debe volverse competente antes de expresar este nuevo tipo de información. Las células parapotentes tienen una mayor afinidad al momento de la expresión génica y son mucho más sensibles a los estímulos internos y externos, los organelos celulares sufren diferentes alteraciones, principalmente el retículo endoplásmico y el aparato de Golgi, creando una maquinaria celular avanzada y especializada.

—Tras la aparición de este grupo celular, se proceden a crear moléculas similares a las inmunoglobulinas, las cuales entran en células diana poco o nulamente parapotentes, siendo una especie de catalizador y facilitando la aparición de la cuádruple cadena. Justo estos tipos celulares son de suma importancia para nuestro trabajo, la extracción y cultivo de células parapotentes, un nuevo campo de la biotecnología, pero de ello hablaré después.

Luisa mueve la presentación a su forma original y las estructuras holográficas desaparecen, se pasa a la siguiente presentación, donde se ven varias fotografías de microscopia de las cadenas complementarias y los fett.

—Y sí, logramos encontrar más de estas estructuras en diferentes tejidos, e incluso en virus. Ahora, ¿les sorprendería si les dijera que todos los seres vivos tienen el potencial de formar estas cadenas complementarias? Quizás a algunos no, revisemos un ejemplo, SCP-4583, un virus que afecta a las personas de manera temporal, ¿es más fácil creer que el virus reestructura y se encarga totalmente de modificar las células de los afectados? ¿O qué solo es un catalizador para la aparición de estas cadenas, permitiendo el desplazamiento temporal? Y no solo es cuestión de razonamiento, lo hemos comprobado con el estudio del virus.

Se pasa a la siguiente diapositiva, mostrando dos fotografías, de dos personas diferentes. Sobre ellas están los títulos “taumaturgo” y “alterador de la realidad”.

—Para aclarar, no todas las anomalías biológicas pueden ser explicadas por estas cadenas, al menos no su mero origen, en algunos casos son solo el resultado final. Esto nos ayuda un poco a comprender más a los tipo… Ejem, los taumaturgos y los alteradores de la realidad. Sus muestras de tejidos nos dieron la oportunidad de comprobar una hipótesis mía. “Si las cadenas complementarias son análogas al ADN, entre más errores se produzcan, más daños se presentarán en el organismo”.

—Los taumaturgos logran por ciertos métodos, que siguen siendo estudiados, llegar a ese estado y dar las condiciones para la aparición de las cadenas; mientras más intenso sea el poder que obtienen, las cadenas se vuelven más inestables y los “fett” menos capaces de reparar sus daños. Los alteradores de la realidad, en la mayoría de casos, han perdido la mayoría de “fett”s y por ello sus cuerpos sufren tantos deterioros, el más afectado siempre es el sistema nervioso.

En la siguiente diapositiva se ven las fotos de archivos de SCP-1000 y SCP-4840.

—Pero no siempre es así, durante la evolución de ciertos seres vivos, de manera presuntamente aleatoria, sus mecanismos para hacer aparecer las CCADN y “fett” se mejoran, dando nacimiento a las dos especies anómalas en pantalla, los conocidos “Hijos de la noche” y “Reyes del Cielo”, son un claro ejemplo de esto. Aunque no son las únicas, conozco alguna que otra más, sus capacidades como especie exceden a lo que se observa en otros organismos o entidades únicas y aisladas.

—Esto es un verdadero ejemplo de la selección natural incluso a estos niveles, donde esta clase de organismos tiene una ventaja abismal en contra de otras especies. Entonces, ¿por qué no aprovechar este nuevo conocimiento en nuestra misión? Para finalizar, quisiera ahondar en una subdivisión de nuestro departamento, el área de biotecnología experimental, en conjunto a personal de la Coalición.

Ahora la diapositiva muestra la representación de un organismo procarionte.

—Ya hemos hablado de diferentes seres vivos, tejidos y demás eucariontes, pero mis investigaciones ahora se han centrado en estos pequeños organismos procariontes, especialmente bacterias como Escherichia coli. Aunque he tenido que viajar al campo para buscar bacterias parapotentes, las cuales en contra de lo que pensaran, son muy escazas en todo el mundo, justo como la biota anómala es mucho menor comparada a la común.

—La búsqueda de estos organismos es para aprovechar un mecanismo ya conocido como el CRISPR/Cas9 y plásmidos, para la modificación genética; con ello podríamos crear una técnica análoga e inducir cadenas anómalas a organismos comunes para nuestro beneficio, producción de compuestos anómalos seguros, nuevos equipos orgánicos para misiones o incluso inactivación de las cadenas en anomalías extremadamente peligrosas.

—Sí, se lo que he dicho y pareciera ir un poco en contra de nuestra misión principal, pero debo recordarles que las bases de la Fundación se asentaron en siglos pasados, incluso ahora se depende de rituales y… Magia para ciertos procedimientos de contención; quizás no podamos prescindir de todos ellos, pero si se trata de un ser vivo, podemos sacarle todo el provecho y aplicarlo de diferentes formas. Estamos en pleno siglo XXI, no debemos dejar que ciertos ideales se sobrepongan al progreso del conocimiento. Ahora como ya he explicado lo principal de la idea, podemos pasar a algunas preguntas.


“Disculpe, ¿su teoría no estaría chocando con conceptos como la taumaturgia, humes, etc?”

—No realmente, podría decirse que es una perspectiva diferente de las anomalías, por ejemplo, hay zonas con diferentes niveles de humes sin presencia de organismos o entidades no orgánicas capaces de realizar taumaturgia. Y eso es una parte esencial de la ciencia, delimitar áreas de estudio para un mejor entendimiento de lo anómalo, tal como en su momento la ciencia surgió de la filosofía, ahora nos encontramos en un panorama donde necesitamos enfocarnos en los casos en lugar de seguir buscando una respuesta para todo evento anómalo.

“Habló de una aplicación como la biotecnología, ¿pero qué más campos podría aplicarse?”

—En teoría, podría utilizarse para una infinidad de aplicaciones, desde la medicina hasta el entretenimiento. Pero ese no es nuestro trabajo, sino centrarnos en aplicarlos en la seguridad y contención. Aunque con el avance del tiempo, quizás nos toque ver un día donde podamos aprovechar todo el potencial de esta teoría.

“Si los organismos anómalos tienen una ventaja en el ambiente, ¿por qué no son los predominantes en el mundo actual?”

—Es una interrogante que aún se sigue investigando. Una de las hipótesis es que en el pasado ese era el caso, donde la mayoría de las especies contaban con estas cadenas activadas y así fue durante mucho tiempo, incluso pudieron haber sido necesarias para que la vida se estableciera en primer lugar. Pero llegó un momento, específicamente entre el Pérmico y el Triásico, la mayor extinción masiva jamás vista, posiblemente causada por la aparición de varias especies anómalas que desestabilizaron las redes tróficas, los ambientes y toda la ecología, resultando en la desaparición de la biota anómala y favoreciendo a la biota actual, los pocos seres vivos anómalos que encontramos posiblemente son los últimos descendientes de esos organismos que sobrevivieron.

“De ser que esta teoría sea correcta y podamos modificar organismos no anómalos, ¿eso quisiera decir que podríamos crear alteradores de la realidad y taumaturgos?”

—De poder, podríamos hacer lo imposible. Pero poder no significa deber, las implicaciones bioéticas, logísticas, legales, etc… Todas deben ser consideradas, incluso cuando solo se trata de modificaciones genéticas “comunes”, ahora imagina una con estas cadenas. Nuestro estudio se centra en comprender estos organismos, saber cómo tratarlos, contenerlos o en el peor de los casos, neutralizarlos. Incluso si eso te deja con las ganas de experimentar, por eso tenemos nuestra división de biotecnología, trabajando con bacterias, plantas, hongos y algún animal, todo para crear equipos y herramientas para los agentes de campo.

“¿Qué pasaría si algún otro estudio fuera del Velo llegara a las mismas conclusiones, se tendría que censurar? Ya que hasta cierto punto, esto ya ha sido explicado con ciencia no tan anómala.”

—El punto clave es que usamos elementos anómalos para llegar a las conclusiones actuales y es más lo que no sabemos a lo que realmente sabemos. Es como si nosotros hubiéramos descubierto a las bacterias antes de la invención del microscopio, o incluso la estructura del ADN por métodos no convencionales; usamos anomalías para entender a las mismas.

—Si todo el estudio hubiera estado excluido de estas herramientas, tan siquiera una sola de ellas, no hubiéramos podido llegar a donde estamos. Posiblemente en un futuro se llegué a esa conclusión, quizás no, en la biología aún existen una gran variedad de interrogantes sin respuesta, ni siquiera tenemos leyes biológicas. Por otro lado, tal vez las respuestas son anómalas y por eso siguen perdurando, una idea interesante y para pensar es que la vida en su totalidad es anómala, pero no hablemos de ello, podría poner en problemas la razón de nuestra misión.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License