Un Viaje Por el Carril de la Memoria
Puntuación: +3+x
Un Viaje Por el Carril de la Memoria
By: Detective MarwDetective Marw
PUBLISHED: 28 May 2022 22:52
/* source: http://ah-sandbox.wikidot.com/component:collapsible-sidebar-x1 */
 
#top-bar .open-menu a {
        position: fixed;
        top: 0.5em;
        left: 0.5em;
        z-index: 5;
        font-family: 'Nanum Gothic', san-serif;
        font-size: 30px;
        font-weight: 700;
        width: 30px;
        height: 30px;
        line-height: 0.9em;
        text-align: center;
        border: 0.2em solid #888;
        background-color: #fff;
        border-radius: 3em;
        color: #888;
}
 
@media (min-width: 768px) {
 
    #top-bar .mobile-top-bar {
        display: block;
    }
 
    #top-bar .mobile-top-bar li {
        display: none;
    }
 
    #main-content {
        max-width: 708px;
        margin: 0 auto;
        padding: 0;
        transition: max-width 0.2s ease-in-out;
    }
 
    #side-bar {
        display: block;
        position: fixed;
        top: 0;
        left: -20em;
        width: 17.75em;
        height: 100%;
        margin: 0;
        overflow-y: auto;
        z-index: 10;
        padding: 1em 1em 0 1em;
        background-color: rgba(0,0,0,0.1);
        transition: left 0.4s ease-in-out;
 
        scrollbar-width: thin;
    }
 
    #side-bar:target {
        left: 0;
    }
    #side-bar:focus-within:not(:target) {
        left: 0;
    }
 
    #side-bar:target .close-menu {
        display: block;
        position: fixed;
        width: 100%;
        height: 100%;
        top: 0;
        left: 0;
        margin-left: 19.75em;
        opacity: 0;
        z-index: -1;
        visibility: visible;
    }
    #side-bar:not(:target) .close-menu { display: none; }
 
    #top-bar .open-menu a:hover {
        text-decoration: none;
    }
 
    /* FIREFOX-SPECIFIC COMPATIBILITY METHOD */
    @supports (-moz-appearance:none) {
    #top-bar .open-menu a {
        pointer-events: none;
    }
    #side-bar:not(:target) .close-menu {
        display: block;
        pointer-events: none;
        user-select: none;
    }
 
    /* This pseudo-element is meant to overlay the regular sidebar button
    so the fixed positioning (top, left, right and/or bottom) has to match */
 
    #side-bar .close-menu::before {
        content: "";
        position: fixed;
        z-index: 5;
        display: block;
 
        top: 0.5em;
        left: 0.5em;
 
        border: 0.2em solid transparent;
        width: 30px;
        height: 30px;
        font-size: 30px;
        line-height: 0.9em;
 
        pointer-events: all;
        cursor: pointer;
    }
    #side-bar:focus-within {
        left: 0;
    }
    #side-bar:focus-within .close-menu::before {
        pointer-events: none;
    }
    }
}

UN VIAJE POR EL CARRIL DE LA MEMORIA

Crunch. Crunch. Pisando alegremente el camino de grava manchada de pintura, John Dupin sonrió. Hacía tiempo que había aprendido a disfrutar de las pequeñas victorias. Trabajar en el Departamento de Gestión Presupuestaria nunca era fácil, especialmente en una instalación tan compleja como el Sitio-19, pero últimamente estaba en plena forma. Las anomalías habían empezado a morir a un ritmo constante, casi alarmante, durante meses, liberando cada vez más fondos una vez que su contención ya no era necesaria, y eso era casi suficiente para convertir en héroe incluso a un contable.

Claro, algunos podrían mirar con desprecio a Dupin. En el pasado le habían llamado de muchas formas por rechazar propuestas de proyectos. Cada vez que algún científico tonto subestimaba el alcance de sus necesidades de contención con consecuencias desastrosas, su trasero estaba en juego por no sobrepasar el presupuesto. Pero nada de eso importaba, no realmente. Sabía lo importante que era su trabajo; la Fundación no tenía dinero infinito, por mucho que a la gente se le metiera en la cabeza que sí lo tenía, y cada centavo que no se malgastaba era un centavo que podía dedicar a literalmente salvar el mundo.

Dupin soñaba despierto con el encuentro que había dado lugar al pequeño triunfo de la infraestructura barata que en ese momento estaba haciendo polvo. No podía recordar el número del skip muerto, pero eso no importaba. Lo que importaba era que estaba hecho de…

"Hormigón."

"Mhmm." La Directora Tilda Moose no se molestó en levantar la vista de su computadora.

"Hay una partida presupuestaria para nuevo hormigón, para pavimentar el camino hacia el helipuerto de Tau-1, pero no creo que sea realmente necesario. Yo… um. Esperaba que pudiera firmar este formulario de solicitud. Estoy buscando reutilizar materiales de una neutralización reciente." Dupin deslizó una hoja frente a su teclado.

"¿Te refieres a destrozar la cámara de contención? ¿Por qué tendría que firmar para eso?" Ella siguió sin levantar la vista.

"No, no la cámara de contención. El hormigón…"

Los ojos de Moose finalmente dejaron la computadora y se encontraron con los de Dupin. "¿El hormigón…?"

"En… la cosa, el skip estaba hecho básicamente de hormigón, Directora. Podemos ahorrar dinero reutilizándolo".

Hubo un momento de silencio mientras sus ojos se abrieron de par en par. "¿Cuánto dinero?"

"Yo… um… Yo…"

Ella levantó una ceja.

"…bueno, no es una cifra exacta pero, si mis cálculos son correctos, unos… doce dólares americanos." Dupin sonrió nerviosamente.

Los ojos de Moose se abrieron aún más en el espacio antes de parpadear, una vez. "¿Quieres reutilizar una anomalía anteriormente hostil, presumiblemente viva, para ahorrar doce dólares?"

Intentó que su sonrisa nerviosa pareciera más bien ansiosa. "Sí, Directora del Sitio. ¡Pavimentar y ahorrar!"

Suspiró y se llevó una mano a la frente. "De acuerdo, bien. ¿Trajiste un bolígrafo?"

Hizo una mueca al recordarlo, deseando haber olvidado algunos detalles, y entrecerró los ojos con tanta fuerza que por un momento — sólo un momento — sus ojos realmente se cerraron. Demonios, el sol es muy brillante a esta hora del…

La grava se movió bajo sus pies, y sus piernas se enredaron, y al abrir los ojos de nuevo vio que el camino pintado se alzaba a su encuentro en un estallido de negro y rojo.

Crunch.


Reporte de Incidente 19-2021-8191


Resumen: John Dupin (Subdirector de Gestión Presupuestaria) perdió el equilibrio entre el Helipuerto Tau-1 y la Entrada de Servicio Este, rompiéndose fatalmente el cuello al impactar con el nuevo camino de grava.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License